Terminó el 2016! La vida de acuerdo a mis fotos VIII

Hola amores. Sé que han pasado varios meses sin que les escriba… eso por un lado me apena, y solo la sensación de las teclas bajo mis dedos y el “claclaclac” de sus sonar me reconforta ya casi instantáneamente. El saber que estoy pronto a cerrar este primer párrafo y con él restaurar mis cartas a ustedes ya me está arrancando una pequeña sonrisa.

Desde la Playa

Han pasado 5 meses sin mis cartas, y sin duda alguna este ha sido el año en que menos les he escrito directamente en este espacio. Sé que cuando sean grandes y puedan leerlo, muy posiblemente no recuerden una sequía de comunicación, porque en gran medida la razón por la que no he podido escribirles porque hemos estado muy ocupados viviendo, y sí que hemos vivido una vida loca los últimos meses! Y claro, tampoco es totalmente cierto que he dejado de escribir, pues empecé a escribir una columna mensual para una revista llamada 15 Minutos, así que de alguna forma u otra lo he seguido haciendo. Lo sé, lo sé. No hay excusa, ya que es aquí,  en este espacio nuestro donde la pausa ha sido en prolongada en exceso. Pero dejemos eso de lado para poder seguir adelante.

Hoy, en este preciso momento, Valentina estás en la arena de la playa, junto a sus amigas, y yo he podido robarle a las vacaciones una hora para escribirles con calma. Chicocos locos, este año se termina y aunque para ustedes muchas de estas cosas no sean tan profundas (principalmente porque hasta cierto punto en esta etapa de su vida son todavía pasajeros de un tren que conducimos nosotros, hasta que empiecen a conducir el suyo), para mi y para mamá lo han sido, el año ha estado cargado de cambios, ajustes, metas, frustraciones, éxitos y fracasos.

Sebastian hermoso, en este instante te veo desde la ventana de la casa, parado entre las piernas de mamá, quien está sentada en un murito entre la arena y la vereda. Hijo, ¿sabes? Eres lo mejor de este 2016. El número 1 de los acontencimientos del año. Tu llegada me hizo padre por 2nda vez y padre de un hijo por primera vez, con todo lo que eso puede implicar.

El 2016 ha sido un año especial porque llegaste a nuestras vidas a volver a hacerla caóticamente hermosa. El 2016 renuncié a un empleo y formé junto a dos increíbles personas una empresa propia, con toooodos los enormes retos que esto representa.

La Empresa

La EmpresaEl 2016 me volví a poner a dieta, metiéndole todas las ganas para poder durarles toda la vida que pueda. Este 2016 nos mudamos a otra casita. Nacimientos, cambio de empleos, mudanzas. Un año complejo y lleno de cosas muy importantes. Espero que el 2017 nos traiga paz.

Pero antes de que me vaya por las ramas, amores míos, creo que vale la pena cerrar este año como se debe, para poder prometerles mayores y mejores cartas el próximo año. Así que permítanme hacerles un resumen fotográfico de su año, hace tiempo que les debo una carta de “La vida de acuerdo a mis fotos”. As´que creo que es una gran manera de ponerlos al día. Los amo chicos. El 2016 ha sido un año muy duro, pero creo que nunca en mi vida he sentido tanto amor también como este año. Ustedes y mamá son mi corazón, y cada día los veo, a cada uno de ustedes con más amor, si es que eso es posible.

Los dejo con algunas fotos para que se rían con sus caras durante el cumpleaños de mi princesa (Valentina, ya tienes 4!), Halloween, idas a Villa y a Chosica, el inicio del verano, juegos en casa, las primeras papillas de Sebastian, su crecimiento junto a nosotros y nuestra vida en general, que aunque a veces es difícil, nunca deja de ser divertida, y tenemos que estar más que agradecidos al Señor por todo lo que tenemos, pero sobre todo, por tenernos los unos a los otros. Nosotros somos nuestra fuerza, nuestro amor nuestro combustible, y jamás dejaremos de salir adelante mientras estemos juntos.

Los adoro!

Papá.

Ahí van! Han tenido un año ocupado! Jajaja

Torta Valentina Cumple Valentina Cumple Valentina Esposos Valentina y Papá Valentina y Spiderman Valentina desfilando Valentina en Disney on Ice Valentina en cojines Valentina modelando Mami y Valentina Cumpeaños Valentina Valentina y papá Cara pintada Valentina y sus joyas Papá y Sebastian Valentina Doctora Valentina Halloween Valentina y Sebastian Valentina cocinando Titian Valentina Sebastian primeras papillas Valentina cocinando Valentina Vane y Titian Hermanos Muck Valentina loca Mis amores Vane y Sebastian Valentina y lentes de mamá Sebastian Muck Sebastian Muck Al agua pato! Vane y Sebastian Familia loca
Valentina último día de clases El amor de mi vida Sebastian Jugando entre mis piernas Valentina en Navidad Mamá y Sebastian Sebastian Gateando Diploma del Kinder Valentina en el Kinder
El cuadro de Valentina
Familia en Navidad Valentina y su Laterne Vanessa y vino
Sebastian Muck Sebastian Muck y El Chepis

Saben? Con ustedes creo que soy posible de todo.

Hace 8 años

Hace 8 años no existían ni Sebastian ni Valentina. No estábamos casados. No vivíamos juntos. No habían ni anillos de compromiso ni aros de matrimonio. No compartíamos carros. No teníamos cuentas bancarias, créditos o tarjetas juntos. Vanessa y Jose Simon

Pero ya nos amábamos y soñábamos con el futuro.

Hoy, nos amamos más que nunca, somos más y seguimos soñando.

Cumpliste tres, cumplimos 3

Chiqui, este año cumpliste 3 añitos. No calculas lo importante que fue tu cumple para mi. Valentina sopla su vela de cumpleaños

3 años de estar juntos. 3 años de verte crecer, cambiar, convertirte en una niña perspicaz, traviesa y preciosa. Adorar cada segundo de esos 3 años sería simplificar lo que siento, porque ser tu papá, más que encantarme, me define.

Tu cumple estuvo hermoso. No podía ser de otra forma, con toda la entrega que Mami le puso este año. Yo, que me confieso un controlador total en lo que a planificación de eventos se refiere, tuve una labor de apoyo y soporte en esta ocasión, en la que no pude tomar vacaciones como en años anteriores para planificar tu santo. Sin embargo, claro que puse mi grano de arena, eh!

Para empezar, tuviste 3 celebraciones. No te acostumbres a esto Chiqui! Es más un tema de desorganización familiar que de celebración en sí, pero no puedo decirte que no gozaste como loca. Tuviste una celebración en casa con tus amiguitas y abuelos unos días antes, una en el kinder el mismo día de tu santo, y una en casa de tu mamama Zoila unos días después. Además te volvieron a cantar Happy Birthday en casa de Luzma. Así que celebrada hasta los 18 años creo yo.

¿Qué recibiste por tu cumple? Pues bueno, a pesar de tener varias celebraciones pequeñas de cumpleaños, decidimos hacerte un único regalo. Algo que venías pidiendo hacía un tiempo: Una bici “con pedales”!

Y lo pongo entre comillas, porque desde que empezaste a caminar tuviste una pequeña bici strider sin pedales, para desplazarte empujándote con los pies sobre el piso. Pero cada vez que salíamos al parque o a caminar te quedabas mirando a los demás chicos que pasaban a la velocidad del rayo a nuestro lado, con sus bicis a pedales. Así que este año tuviste tu primera bici hecha y derecha. Y más feliz, imposible!

bici de cumpleaños

Como te decía, tu cumple caía un día lunes, así que el sábado previo, tuviste un lonchecito de princesas al que asistieron tus amigas del cole, todas con sus vestidos, así como Elsa y Anna de Frozen y Ariel y Rapunzel. Tu mesa de cumpleaños estuvo hermosa, tuviste una torta de chocolate maravillosa y todo estuvo repleto de flores (amas las flores!).

Mesa de cumpleañosMesa en procesobocaditosmesa de cumpleañosmesa de cumpleaños

Mami y tu tía Rosalba trabajaron tanto en la mesa que parecía de ensueño. Tus otras tías y tu mamama Zoila ayudaron a poner todo en su sitio el mismo sábado, y tú no podías más con lo lindo que estaba todo. Mami trabajó duramente, incluso con su muñeca lastimada, y lo hizo todo con una gigantesca sonrisa en el rostro.

Vane poniendo mesa

Yo por mi lado no dejé atrás nuestra tradicional limonada rosada. Me encanta que tengamos nuestras tradiciones, que cada año sepamos que tenemos una tarea especial y que construyamos estas cosas juntos. Este es el 3er año, y el 3er año que yo me encargo de esto.

dispensadores de limonada rosada

Mi pequeña terrible, estabas tan hermosa el día de tu cumple! A pesar de haber pedido por meses tener un cumple de princesas, llegado el día decidiste que querías recibir a todas tus amigas vestida de súper heroína! Me hizo tanta gracia, y por más que quisimos convencerte de lo contrario, tú y tu enorme personalidad decidieron ponerse el antifaz y la capa y recibir a todos así.

Valentina hermosa Valentina súper heroina

Mi pequeña loca y su tremendo carácter… Sin embargo llegaron Ariel y Rapunzel, y corriste a enfundarte en tu disfraz de Elsa. ¿Quién lo diría? Al parecer las princesas son los Beatles de hoy en día. Valentina y su vestido de Elsa Valentina y Ariel Valentina y Ariel 2 Pequeñas princesas Valentina y Ariel Valentina y Ariel Abuelos

Cantaste, las abrazaste, saltaste, corriste y jugaste. Te sentaste con ellas a pintar, a leer cuentos y a comer sandwiches haciendo picnic en la sala. Pasaste junto a tus amigas, una tarde linda hecha solo para las chicas. Fue súper divertido ver los rostros de todas iluminarse con las princesas. Sin duda alguna es la magia de la niñez, de la inocencia pura. Esta misma magia es la que se reflejaba en los rostros de los papás, de los abuelos. Es imposible no ver a una niña feliz y no volver a creer en la magia, en que el amor hace que el mundo se mueva y que todo es posible.

Valentina y Elsa Valentina cantando Valentina y Elsa Valentina y Elsa

Incluso ver a tu mami tan feliz, cantando a voz en cuello contigo… Para mi, totalmente increíble. ¿Sabes que ustedes son mi felicidad? Mamá feliz

El lunes siguiente a tu lonchecito de princesas celebramos tu verdadero cumple: 14 de setiembre. Los lunes, como ya has aprendido (a la fecha, me preguntas: “Ya es lunes?” para responder con un “Ay…” cuando respondo afirmativamente) son muchas veces complicados especialmente si de celebraciones se trata. Sin embargo respetamos nuevamente nuestra tradición, y el domingo después de limpiar toooodo lo que representó tu lonche el día anterior, nos pusimos a hornear tu torta de cumpleaños. Porque esa es otra de nuestras tradiciones, sabías? Tu papá no va a dejar de hornearte nunca tu torta de cumpleaños. No importa lo mucho que tengamos que limpiar, lo cansados que estemos. Es un regalo para mi, tener la oportunidad de prepararte algo que disfrutarás sólo el día de tu santo, que compartirás con tus amigos, que se preparó con el corazón desde la compra de los ingredientes hasta sacarse del horno. Hasta te diría que sí, en este caso, el amor es sin duda alguna el ingrediente más importante.

Pero como se trata del kinder, y una dosis masiva de chocolate no es ideal para los niños en horario de clases, este año hicimos un keke de zanahoria riquísimo con nueces y frosting. Tenía un poco de miedo que a alguno de los chicos no les guste (no hay peor crítico gastronómico que un niño) pero fue un éxito total! No solo les encantó, pero repitieron hasta terminarse el kuchen.

torta de cumpleaños en el kinder

Para el día de tu cumple, recibiste una corona preciosa en el Kinder, y tanto mami como Papi fueron a contarle a todos tus amiguitos todo lo que había pasado antes de que llegues a este mundo, y en estos tres hermosos años. Les contamos sobre cómo nos conocimos y nos casamos, cómo estuviste dentro de la panza de mami por 9 meses, y todo lo que hemos venido viviendo año a año. Estuvo súper lindo, y finalmente recibiste algunos regalos de tus amigos. Es tan precioso para un papá ver a su hija tan feliz, y ese día creo que el regalo más grande nos lo llevamos nosotros.

cumpleaños en el kinder
cumpleaños en el kinder

Sin embargo queríamos darles una sorpresita a todos tus amigos, tanto ese día como el día de tu lonche de princesas, así que mami había preparado unas plantitas especiales para cada uno de los chicos. Estaban hermosas! Y es que este año decidimos no regalar más dulces, y más bien ser un poco más traviesos. Estábamos seguros que los papis de tus amiguitos iban a estar felices de que consuman un poco menos de azúcar.

sorpresitas

Lindas, no?

El sábado siguiente celebramos en casa de tu mamama y Opa con tu familia por lado paterno (suena tan protocolar eso!). Pero eso, lonche de cumple en casa de mis papás. Jugaste con Bilbo, abriste más regalos con tus primos por todos lados y te cantaron Happy Birthday, las mañanitas, cumpleaños feliz y poco más y te cantaban la Malagueña.

cumpleaños en familia abriendo regalos en familia Cantándole happy birthday en familia

Ay mi chiqui! Eres tan afortunada! Eres una niña con mucha suerte, que ha nacido fruto del amor de dos papás que te deseaban con toda el alma. Ya te he contado más de una vez que tenías una habitación en nuestra casa incluso antes de concebirte. Que muchas veces nos sorprendíamos diciendo “Busca en el cuarto de Valentina!” cuando buscábamos algo, meses antes de siquiera saber que mamá estaba embarazada. Porque te soñábamos.

Tanto amor hacia ti, tanta suerte, tanto trabajo de tus padres y de toda tu familia alrededor tuyo es sin duda alguna una bendición. Y esas bendiciones deben llevarse con mucha responsabilidad. Porque saberse afortunado, es entender que hay muchos que no tienen la misma suerte. Saberse amado, es entender lo que es la ausencia de amor.

Yo sé que ya te había contado sobre esto antes, pero quería aprovechar para dejarte el video de lo que hicimos también días antes de tu cumple. Porque es importante entender que para recibir, hay que saber primero dar.

Mi pequeña maravilla, mi gatita hermosa, sé que esta carta te ha encontrado algunas semanas tarde. Debí escribirla hace meses incluso! He guardado las fotografías en carpetas en mi computadora hace semanas, y he empezado esta carta más veces de las que quisiera admitir. Pero el tiempo se me ha estado escapando de las manos, y este año me ha costado más que nunca encontrar la mejor forma de gestionarlo. Rezo a Dios que el próximo año sea uno más tranquilo para mi.

Sin embargo quiero que sepas, y de hecho estoy seguro que lo sabes pero quiero ponerlo por escrito, que aunque a veces exista un periodo de tiempo entre carta y carta, tú y yo no le perdonamos ni un segundo libre al día. Somos inseparables. Nos exprimimos al máximo los fines de semana, y nos agotamos mutuamente desde el amanecer hasta el anochecer. Y eso, me encanta.

Tengo tanto que contarte que una carta cumpleañera no basta. Así que tenme algo de paciencia, que pronto llegará una nueva carta. Lo prometo.

Papá.

Nuevos sueños

Familia Muck Rodriguez

Cuando le pedí a mamá que sea mi enamorada (no sé si en tu época esta práctica sea frecuente, pero en la mía todavía uno le “caía” a su enamorada) tenía una idea bastante clara de lo que quería lograr con ella. Quería un futuro. Lo veía. Y lo veía con ella.

Y desde entonces, hemos trabajado muy duro para hacer que cada día ese futuro esté más cerca a nuestras manos. El día que le pedí que se case conmigo, ya tenía todo listo para que nos mudemos juntos, y así nuestro proyecto daba un paso hacia adelante. El día en que nos casamos, concretamos un siguiente paso. Y poco tiempo después, tu llegada nos demostraba que estábamos haciendo las cosas bien. Un angelito llegó para bendecir nuestras vidas con su presencia, con su alegría y sus propios retos.

Estamos a punto de soplar 3 velitas en tu próxima torta de cumpleaños este 14 de setiembre, y cuando pensábamos que nuestra alegría no podía ser mayor, nos enteramos que pronto tendrás un regalo más grande que la primera bici que te llevarás ese día.

Serás hermana mayor. 

Nuestra familia crece! Con ella toda nuestra alegría, nuestro amor, y nuestras ganas de salir siempre adelante junto a ti, y a tu hermanito/a (todavía no sabemos si será un él o ella, te imaginas la emoción? Corren las apuestas!).

Valentina colita

¿Puedes creerlo? Vas a tener un/a compañero/a de juegos, de aventuras, de planes. Un/a compinche en todas tus travesuras, y él/ella tendrá una confidente, maestra, ejemplo (hasta mal ejemplo) en ti. Tendrás un chivo expiatorio para tus travesuras, y él o ella a alguien a quien acusar. Se guardarán secretos, discutirán, jugarán, se cubrirán las espaldas, se presentarán amigos, compartirán sueños y discutirán sobre miles de razones. Serán mejores amigos/as y contarán el uno con el otro para siempre.

Nuestra vida da un paso más, nuestra familia crece y todos nuestros corazones crecen con ella. 

¿Estás lista para ésta nueva aventura? Porque lista o no, allá vamos! Estamos infinitamente felices!

Te amoooo!

Papá.

P.D: Estoy seguro que serás la mejor hermana mayor del Universo!

P.D2: Jefe, si lees esto, necesito un aumento! Jajaja

Setiembre

Este jueves 10 mamá y papá cumplen 4 años de casados. El lunes 14 tú cumples 3 años de edad. Y yo solo puedo preguntarme, ¿en qué momento el tiempo pasó tan rápido?

Y claro, en retrospectiva el tiempo vuela porque en gran parte uno vuela de lunes a viernes y trata de sacarle el jugo a los fines de semana, exprimiéndole cada gota de emoción y alegría a tu lado. A veces me da un poco de pena que la vida sea así, tener que trabajar tan duro casi sin verte durante la semana para gozarte con la mayor intensidad los fines de semana. Luego recuerdo que tenemos muchísima suerte en esta vida, y se me pasa.

En fin, ¿en qué se nos han pasado los días en estos meses, pequeña nariz de botón de tulipán?
Pues en principio en que me celebres el día del padre como Dios manda. Me llegó en su momento mi primera invitación al día del padre de tu Kindergarten, y a los pocos días fui a tu primera actuación. Fue preciosa, cantaste en alemán sobre los animales, los colores, recitaste un poema para mi y luego me diste un babero de regalo. Fue el regalo perfecto, ya lo necesitaba! Luego tomamos desayuno y jugamos en el jardín del kinder. Salimos del cole y pasamos la tarde juntos en casa, haciéndome infinitamente feliz.

2015606125019Actuación día del PadreJuegos día del padre

Dos días después celebramos el día del padre en casa, el domingo como corresponde. Mamá y tú me llenaron de regalos preciosos, especialmente unas flores hermosas de La Florentina, y un cuadro hecho a mano maravilloso que dice “Papi, quiero que sepas que tú eres mi súper héroe favorito”.Ya lo tengo conmigo en la oficina y junto a todas tus fotos (mi oficina es la más cachivachera y llena de fotos, te lo aseguro) son parte de mi inspiración cada día.

Regalos día del padre

Ah, sí. Creo que en la foto salen un par de calzoncillos. Todavía no entiendo eso de regalar ropa interior jeje. Cosas lindas de la vida.

Luego de abrir regalos, llamamos al Opa, saludamos al Abu, y fuimos a desayunar a la calle pues mamá y tú querían invitarme algo rico. (Nota mental, el próximo año deberíamos regalarle calzoncillos al Abu y al Opa, para que se rían!).

Valentina desayuno día del padre

Y es que en eso de salir a comer algo rico creo que se nos pasan los fines de semana. Uno lo toma como algo normal, pero de verdad tenemos mucha suerte en muchos aspectos. En primer lugar, de vivir en un país donde se come tan rico caramba. En segundo lugar, de tener los medios para hacerlo. Nunca está demás agradecer y seguir trabajando. Eso es algo que nunca dejarás de aprender, pequeña loca.

Pero sí, nos la hemos pasado comiendo. Y comiendo. Y comiendo. Tanto fuera de casa… (Morí de risa con tu intento de comer tu pollo frito con palillos de sushi).

Valentina almorzando con mamáValentina cebichitoValentina olive gardenValentina comiendo sushi

Como dentro de casa.

Valentina y los panquequesbrownies brownies de valentina Valentina y los brownies

Barriga llena, corazón contento, dicen, no? Aunque debo aclararte pequeña langosta de primavera, que no todo es comer en esta vida. Tu saludable apetito siempre está motivado por una enorme cantidad de actividad física. Tu energía diaria es (o parece ser a veces) inagotable. Y para que puedas llegar a dormir bien a las 8pm de la noche, tu actividad diaria suele incluir mucho salir al parque a jugar, corretear detrás de gatitos, usar tu scooter como una loca, e incluso asistir a tus clases de educación física. A esto, pronto, prontísimo le añadiremos tus clases de baile. Porque no he conocido en mi vida a una niña más bailarina. Te encanta! Te sientas frente a la tele y me pides que te ponga videos de ballet en YouTube, y bailas por horas. Así que vamos a aprovechar esa energía y propósito natural para ver si las clases te gustan. Ya me dirás cuando leas esta carta más adelante si las clases rindieron algún fruto!

Valentina y los gatitosValentina en el columpioValentina y mamama alice

Olvidé mencionar que AMAS los caballos? Con pasión y locura? Tienes la increíble suerte de tener una madrina que te puede llevar feliz de la vida a montar a caballo, y no tienes idea de lo alegre que estuviste. No cabías en tus cabales! Así que botas rosadas y sombrero rosa en mano, te fuiste a cabalgar con tu madrina. Qué paja!

valentina y elsa mariaValentina en el caballo

¿Así cómo no se pasan volando los días? Mi última carta larga ha sido escrita hace 11 semanas aproximadamente. En parte porque he estado tan ocupado en el trabajo, y en parte porque hemos estado tan activos durante los fines de semana que ya te imaginarás que toda esta acción a mi también me ha dejado agotado, jeje. Sin embargo ya era hora de contarte sobre todo lo que ha pasado en estos días.

Porque tus papás hacen un esfuerzo muy grande por llenar tu vida de experiencias, y no sólo de dibujitos en la tele. Creemos firmemente en que la mejor forma de que crees una visión del mundo es que lo explores en todas sus formas. Eso, en el fondo también nos hace a nosotros unas personas más activas. Así que creo que ganamos todos, pero sobre todo ganamos como familia.

Y claro, mamá y tú siempre ganan cuando después de una visita al MALI terminamos en la tienda de la tía Taloma más conocida como Miss Cupcakes en el Jockey o comprándote zapatos nuevos en la tienda de la tía Jessica Butrich. Me causa tanta gracia que sean tan parecidas ustedes dos!

Valentina en el Mali Valentina en el Mali Valentina en el Mali Valentina en Miss CupcakesValentina Jessica Butrich

Y así pasaron las 11 semanas. Entre una cosa y otra, incluso llegó tu Mamama Zoila desde Chile para apachurrarte! Qué lechera!

Valentina con mamama zoilaSin embargo, el fin de semana pasado hicimos algo realmente especial. Filmé durante el camino porque creo que es algo lindo que podemos compartir con los demás, y que me gustaría que veas más allá de solo en fotos. Ya te lo mostraré cuando termine de editarlo. La cosa es que mamá hizo algo de lo que estoy muy orgulloso.

Hace unos meses,  Sodimac le regaló a mamá una mantita de polar muy rica con una tarjeta muy linda. Ella abrazó su mantita y se echó en el sillón de la sala, y juntos meditamos sobre la suerte que teníamos de tener abrigo y tanto cariño prodigado hacia nosotros. Mamá es una personalidad mediática y no es poco común que algunas empresas nos envíen cosas a casa. Pero nos dimos cuenta, que esa mantita si bien era un lindo regalo, era con mucha seguridad más necesitada por personas que estaban pasando frío. Así que le pedimos a Sodimac que nos ayude y nos regale algunas mantitas más.

No pasó mucho hasta que Sodimac nos envió un montoooón de mantitas! Y en el camino, mamá hizo una venta secreta de su closet, totalmente para caridad, donde felizmente recaudó una suma considerable de plata.

Así que con la ayuda de tu tía Vane Vásquez de Juguete Pendiente, este fin de semana pudimos ir a un hogar para mamás adolescentes y a una comunidad para donar el dinero y las mantitas. Tú nos acompañaste durante todo el camino, y fue tanta la intensidad del evento, que al final te quedaste completamente dormida encima mío.

Valentina y papá en donación Valentina en donación

Princesa, si bien ya estamos en setiembre, y se viene tu cumple, nuestro aniversario, y los días se pasan volando – pronto estaremos en Navidad, imagínate! –  toma esta lección y hazla tuya. Llena tus días de vida. Llénalos de cosas que te hagan feliz, y si tienes la oportunidad, haz feliz a los demás.

Te amo, pequeña terriblina.

Papá.

P.D: Sigue siempre siendo la loca maravillosa que eres! La Fancy Nancy espectacular que alegra mis días!

Valentina Fancy Nancy Valentina y sombrero de hada

Cómo creces!

InviernoAsí amaneció este sábado pasado. Y tú, que nos llamas desde tu cuna cada día a las 6 de la mañana, no querías más que estar en mis brazos. Es una locura traerte a esa hora a la cama para que puedas desayunar, pues ya no eres esa pequeña bebé que se queda tranquila echada entre los dos. Ahora tienes que estar en movimiento. Tienes que trepar, tienes que tirarte encima mío, jalarme el pelo e intentar gatear. Ahora quieres conocer el mundo por tu propia cuenta. Y si es posible chuparlo, babearlo y morderlo.

Valentina y mamá en el clubY por lo mismo, necesitas salir de casa, encontrarte con tus abuelos, con tus tíos, disfrutar de los últimos rayos que el sol nos regala con tan poca frecuencia estos días, y hacer feliz a todos los que te rodean. Creo que lo sientes como misión. Creo que te das cuenta que tu sonrisa ilumina más que el rostro de tu papá.

Ahora que ya eres una bebé grande, hemos tenido que bajar de nivel el pack-n-play, y empezar a usarlo como “corralito” para que puedas estar cómoda jugando al nivel del suelo, pero con la seguridad de que no te treparas al borde ni te tirarás al suelo. Cosa que más de una vez hemos visto que intentas. Es que crees que puedes volar, amor, pero a veces se te acaba el polvo de hadas, y quizás te puedas ir de trompa contra el piso. Eso es algo que vamos a evitar a toda costa.

Valentina en el pack n playAunque te comento que no te gusta mucho la idea de un “corralito”, y te confieso que a mi tampoco. Sé que es por tu seguridad, pero me divierto mucho más cuando estás feliz, jugando sobre el sofá, conmigo al lado para cuidarte y asegurarme que estarás segura. Porque después de todo, el mundo no es un corral, y siempre podrás contar con los brazos de papá. Creo que esa es la lección que quisiera que aprendas.

Valentina jugandoY tienes que saber que aunque se te acabe el polvo de hadas, siempre tendrás los brazos de mamá, que son la mejor alternativa para volar. Como los míos para aterrizar.

Vane cargando a ValentinaEntre los bloopers de la paternidad que van aflorando con tu crecimiento tengo que resaltar dos comportamientos bastante especiales: La necesidad de morderlo todo, y la necesidad de “apropiarte” de las cosas.

Cuando me refiero a morderlo todo… me refiero a todo:Valentina probando iPhone

Aunque empiezas probándolo todo de a pocos, fue inevitable que le claves bien el diente a mi iPhone (o los 6 dientes que ya adornan tu pirañezca sonrisa):Valentina comiéndose el iPhone

Pero te confieso que me he reído tanto de tu cara mientras mordías el iPhone, y sobre todo de la felicidad con la que experimentas y juegas con él. Ya me dijo una vez tu tío Diego: Un iPad es mejor que una nana. Y me doy cuenta que la música, los colores, la luz, el hecho de que sea táctil, te llama tanto la atención! Quizás termine comprándote uno después de todo, pero será más adelante. Hoy por hoy existen mordedores más económicos. 🙂

Cuando me refiero a que te gusta la idea de apropiarte de las cosas (aunque todavía no tengas un hermanito con quien compartir), me refiero a escenas como estas:

Valentina empuja a SerendipityEn las que no sólo te empeñas por abarcar todo mi espacio, pero donde aparentemente estás empujando a mamá para adueñarte de toda la cama. Déjame explicarte algo delicadamente pequeña pitufa orate: Eres muy pequeña para toda la cama!

valentina comiendoCada día estás comiendo mejor, con mayor entusiasmo y mayor facilidad para papá y mamá. Sin embargo has dejado clarísimo que identificas los sabores con mucha facilidad, y que a esa trompa no entra algo que no te guste. ¿Por qué será que los salados no te gustan mucho, pero devoras los dulces? Entre tus favoritas están la papaya, el melocotón, la pera y la manzana, además del plátano, el cual ya muerdes con tus propios dientecitos! Qué manera de crecer!

Valentina come mediasAhora, me vuelves a explicar qué placer encuentras en jalar tus medias y comértelas?

Te amo, piringocha loca!

Papá.

 

 

 

 

 

 

Escapaditas

Hace mucho quería hacer algo así. Poder treparlas al carro, llevármelas y huir de la ciudad por un instante, llevarte a nuevos lugares, llenarte la vida de otros colores. Me encanta verte descubrir el mundo, mirar como abres los ojazos ante la vida, y aprendes cada día algo nuevo.

Aunque sólo fueron 24 horas, valió la pena todo el trajín (parecía una mudanza).

Amé este fin de semana contigo.

Papá.

P.D: La canción se llama Home, de Philip Phillips.